¿Quién miente?

El presidente del Frente Amplio, Fernando Pereira, pese a sus llamados al "respeto" y a aquella convocatoria para "instalar un diálogo democrático", no pierde oportunidad de incurrir en agravios y ataques al oficialismo. Ahora dice que "le mintieron a la gente" quienes defendieron la LUC.

El semanario Búsqueda ayer publicó un extenso reportaje a Fernando Pereira. Allí aparece un pequeño encastre donde se destaca que si vuelve al gobierno, el Frente Amplio derogará artículos de la LUC.

Por su brevedad, amerita citar íntegro lo que allí se publica:

- ¿Qué debería hacer el Frente Amplio si llega al gobierno con los artículos de la Ley de Urgente Consideración (LUC) que fueron ratificados en el referéndum? ¿Los van a mantener?

- Los que violentan la libertad, no. Los vamos a tratar de derogar.

- ¿Qué artículos de la LUC atentan contra la libertad?

- Todos los que atenten contra la huelga y la protesta atentan contra la libertad. O que le hayan mentido a la gente, diciéndole que se iba a poder ocupar locales con la gente adentro trabajando. Lo que ha pasado por la "vía de la vida" es que te desocupan, y eso no fue lo que le prometieron a la gente.

En primer lugar, es menester subrayar que, una vez más, el Frente Amplio ratifica que los los resultados de los referéndum que gana quedan grabados en piedras, pero los de los que pierden pueden ignorarse apenas se pueda.

En segundo lugar, no se puede aceptar que Pereira diga que hay artículos que "violentan la libertad". En ningún artículo de la LUC se prohíbe la huelga, ni la protesta. En ninguno. Lo que sí hace la LUC es garantizar la libertad de quienes no adhieren a una huelga, ni participan de una protesta. En suma, se amplió el margen de derechos protegidos y no se los restringió. Ocurre que para Pereira esos derechos no deben reconocerse.

Pero lo más importante es que resulta inaceptable que se nos agravie, tildándonos de "mentirosos". ¿Cuándo se le dijo a la gente que podía ocupar con gente adentro trabajando? Lo que ha ocurrido por la "vía de la vida" -como dice Pereira- es que en muchas ocasiones las empresas no solicitan el desalojo de sus instalaciones si dentro de las mismas hay una protesta que no impide al resto de los trabajadores desempeñar sus funciones y entonces ocurre eso que Pereira afirma que no ocurre. Pero la toma de una instalación pública o privada es por sí misma un acto violento. ¿Cuándo alguien prometió legitimarla de algún modo?

¿Quién miente, Pereira?




La mafia de los pasaportes comenzó a operar cuando gobernaba el Frente Amplio
Concesión del puerto de Montevideo: otro relato frenteamplista que se cae
Auspiciosos resultados del plan de combate al narcotráfico
Se destapan más ollas
Las jubilaciones crecerán entre 18 y 20% con la Reforma de la Seguridad Social
Récord lamentable: un mes sin clases por paros docentes
En medio de las tormentas, luces de sensatez
El gobierno uruguayo ante una situación internacional compleja
México está siguiendo los pasos de Nicaragua
El gobierno de Pedro Castillo agrava su crisis con una interpretación auténtica
Cuba en su encrucijada
A pesar de las victorias, la guerra de Ucrania está lejos de terminar
Definiciones políticas hacia el agro: el Ministro Mattos en ADM
Tomás Laguna
Emisora del Éxodo:historia de una alcaldada
Leonardo Vinci
Alfabetizar o adoctrinar: esa es la cuestión
Jorge Ciasullo
El efecto Lula
Alvaro Valverde Urrutia
90 años de los crímenes de Stalin contra el pueblo ucraniano
Daniel Torena
Frases Célebres 928
El Conde Preti Bonatti y otros relatos
LA LIBRERIA
Inicio - Con Firma - Ediciones Anteriores - Staff Facebook
Copyright © 2021 Correo de los Viernes. Publicación de la Secretaría de Prensa del Foro Batllista.