Mujica, el olvidadizo

En un nuevo arrebato populista, el expresidente Mujica mandó al Presidente Lacalle Pou a vender las residencias oficiales, entre ellas la de Punta del Este. Lo que se le olvidó decir al Sr. Mujica es que, en circunstancias que nunca fueron aclaradas, su gobierno ya había vendido dicha propiedad. No obstante, esta vez, sus disparates no fueron en vano. Gracias a sus recuerdos parciales se podrá investigar esa extraña venta y otras cuestiones nunca aclaradas por su gobierno.

Hace ya unas semanas, en el "aló presidente" criollo que Mujica conduce por M24, el expresidente dedicó su audición a criticar al gobierno de coalición, como hace desde el 1° de marzo pasado. Aprovechando que el Presidente Lacalle Pou recibía al Presidente paraguayo, Mario Abdo Benítez, en la residencia de Punta del Este, Mujica lanzó sus viejos e inagotables dardos populistas sobre las residencias oficiales.

"Si somos una república, si nadie es más que nadie, y cuando se habla de recortes, ¿por qué esos gastos inútiles?", dijo al respecto. Según Mujica, que desconoce completamente los motivos de las residencias oficiales o miente descaradamente, "existe como una costumbre que viene desde la cultura feudal que se ha mantenido, y una cosa es el respeto a las instituciones, y otra es precisamente el boato parafernalio absolutamente prescindible, y que en definitiva termina siendo una carga pesada, un ejemplo negativo para nuestra propia sociedad".

"Los gobernantes deben vivir como vive la mayoría de la sociedad, y no como vive la minoría privilegiada. Es una manera de pensar", repitió insistentemente. "¿Para qué Suarez? ¿Qué sentido tiene los gastos parafernalios de mantener Suárez?" si el país ya tiene "una espléndida oficina de varios pisos", se cuestionó. Según él, uno de los mayores problemas es que existe un gasto "duplicado" de seguridad porque desde hace años se cuenta con la Torre Ejecutiva.

Verdaderamente, el descaro de Mujica no sorprende. El expresidente debería explicar por qué no vendió Suárez cuando fue Presidente o por qué evitó durante su mandato informar sobre sus gastos en seguridad. Quizá porque allí no se "duplicaba el gasto", como cuestiona ahora Mujica, sino que se triplicaba -entre Suarez, que aunque no la usó seguía protegida; la Torre Ejecutiva, donde Mujica trabajaba; y su chacra particular, que también era custodiada al igual que las propiedades de varios de sus Ministros.

Peor aún, omite el expresidente aclarar que, debido a que él y Vázquez no utilizaron la residencia oficial de Suárez, se hicieron diversas reformas en sus residencias privadas con el dinero de los contribuyentes; reformas que, seguramente, implicaron mejoras y un incremento en el valor patrimonial y de mercado de ambas propiedades.

Por otra parte, respecto a la vivienda presidencial en Punta del Este, Mujica cuestionó que "necesita ser cuidada, reparada y mantenida, a lo largo de todo el año, obviamente con salarios públicos, para que alguna vez el señor presidente y su familia se le ocurra ir". "¿Qué sentido tiene en una república eso?", se preguntó.

Lo que se olvidó de decir Mujica sobre esta propiedad en particular es que él ya la había vendido. Según recordaron distintos medios de prensa, en julio de 2011 Mujica vendió la residencia de Punta del Este al Banco República (BROU) por US$ 2,7 millones. No obstante, por decisión del segundo gobierno de Vázquez, la casa volvió al ámbito del Poder Ejecutivo a partir de un comodato firmado en diciembre de 2015 con el BROU.

Como atinadamente cuestionó la diputada colorada Nibia Reisch, antes de reclamar algo Mujica tiene que dar cuenta de qué hizo con los US$ 2,7 millones producto de la venta que hizo al BROU bajo su mandato. Pero además, nos permitimos agregar aquí: ¿Por qué motivos el BROU compró la propiedad? ¿Para hacerle un favor al Presidente y por orden de este? ¿Por qué se pagó esa suma? ¿Quién definió el precio? ¿Un tasador externo o el propio Mujica? ¿Qué uso le dio el BROU a la propiedad? ¿Por qué la cedió en comodato a cuatro años de haberla adquirido? ¿No la necesitaba o fue otra orden presidencial?

En definitiva, los olvidadizos, empezando por el propio Mujica, tienen mucho para explicar.




¿Quién es el Frente Amplio?
Algo más hay que hacer...
Julio María Sanguinetti
El "Flaco" Malaquina, un grande
Cifras del delito continúan descendiendo
Periodismo letra chica
Auditoría en INAU: $ 6,5 millones de pagos indebidos
Gas Sayago: la "velita al socialismo" que sigue quemando plata
La coherencia, que brilla por su ausencia...
Continúa al alza el apoyo a la gestión del gobierno
La vacunación como solución
Elena Grauert
Gobierno congeló el precio de los combustibles por la pandemia
Los combustibles, el agro y la sociedad
Tomás Laguna
Golpeando el espejo
Consuelo Pérez
¿Gobernar o tirar titulares?
Jorge Ciasullo
Un secreto popular
Francisco Berchesi
Salsipuedes
Leonardo Vinci
Derechos vulnerados: 2 casos recientes
Gloria Robaina
Uruguay debe solicitar un "waiver" y no la flexibilidad de la Decisión 32/00
Alvaro Valverde Urrutia
El Voto Uruguayo y la Condena de Naciones Unidas a Israel: Una Cuestión de Identidad Nacional
Jonás Bergstein
El Programa leninista y fidelista llega al Perú
AMLO busca el control total de las elecciones en México
"La sociedad civil debe actuar en defensa de la democracia"
¿Qué está pasando en Cuba?
Hablamos y escribimos para comunicarnos... ¿o no?
Frases Célebres 849
Vagabundo y errante
LA LIBRERIA
Inicio - Con Firma - Ediciones Anteriores - Staff Facebook
Copyright © 2011 Correo de los Viernes. Publicación Oficial de la Secretaría de Prensa del Foro Batllista.