Indignación colorada

Por Ignacio Paz

La intendencia de Canelones difundió el cambio de nombres de más de 100 calles y avenidas. En muchos casos, se quiere quitar el nombre de figuras del Partido Colorado y rendir homenaje a figuras del Frente Amplio, lo que resulta inaceptable.

Informaba el diario El País que "algunas de las modificaciones más disonantes son la de la rambla de Ciudad de la Costa, que pasa de llamarse "Tomás Berreta" a "Líber Seregni"; la calle "José Batlle y Ordóñez" de Shangrilá que modifica su nombre a "Germán Araújo", y la calle "Bernabé Rivera" de San José de Carrasco que fue rebautizada como "Circular Salsipuedes".

Esto no es nuevo dado que hubo ya cambios en ciudades y otras localidades de Canelones. Citamos a forma de ejemplo el cambio de una de las principales avenidas de Las Piedras, General Flores por Instrucciones del año XIII o el cambio de la calle Eduardo Paz Aguirre por "Camino del medio" en Progreso, injusticia que causara tanto dolor e impotencia en toda mi familia.

Decía Miguel de Cervantes que "Los agravios despiertan la cólera en los más humildes pechos" y así fue como el Comité Ejecutivo departamental de Canelones en estos días emitió un comunicado haciendo conocer su profundo rechazo a estas prácticas de la IMC y de la mayoría circunstancial del Frente Amplio.

Dice el citado comunicado que ya se han iniciado contactos políticos a todo nivel, departamental como nacional, para que se revierta dicha decisión que agravia al Partido Colorado y la memoria de sus figuras históricas. Desde este medio, todos los colorados alentamos a nuestros portavoces y dirigentes a proseguir las gestiones hasta las últimas consecuencias.

Cuesta entender la "lógica" que lleva al gobierno departamental de Canelones al promover estos cambios, estos ataques al Partido Colorado, si no es a través de entender un desprecio o resentimiento injustificado, pudiendo homenajear a los suyo mediante el nombramiento de calles sin nombre, o bien creando rutas, avenidas o camino nuevas que nada mal le hacen al departamento.

Es difícil entender la sustitución de la figura de Don Tomás Berreta, por la del General Liber Seregni (que poco vínculo específico tuvo con Canelones) que además ya fue recordado por una importante ruta nacional que atraviesa el departamento. Berreta tuvo un estrecho y permanente vínculo con la sociedad canaria. Como bien lo define Adrian Peña en El País del viernes pasado, "Tomás Berreta fue tropero, peón rural, y toda su actividad política la desarrolló en Canelones. Fue diputado, intendente, jefe de Policía, ministro de Transporte y Obras Públicas".

Qué decir o qué pensar con respecto al cambio de nombre de "José Batlle y Ordóñez" a "Germán Araújo", en Shangrilá sino el de un ataque directo al Partido Colorado. Pensar que desde el propio Frente Amplio se intenta reivindicar la figura de Don Pepe y vaya acá el peor de los desprecios.

El texto señalaba que Araújo fue "un periodista y político destacado, defensor de la democracia en años oscuros en los que el país padeció una cruel dictadura cívico-militar".

En las elecciones de 1984 Araujo fue electo Senador por la lista 10001. Asumió la banca en 1985 y fue expulsado con los votos del Partido Nacional y Colorado, en 1986, bajo el alegato de haber provocado una asonada con motivo de la aprobación parlamentaria de la Ley de Caducidad.

Ese día de la expulsión, en el recinto del Senado y en plena sesión, se produjo un sorpresivo enroque: el presidente Enrique Tarigo dejó su lugar y pasó al plenario, en tanto que Eduardo Paz Aguirre lo suplantó en la conducción del debate. Inmediatamente Tarigo propuso la "remoción" del senador José Germán Araújo. Por esas casualidades de la vida, Paz Aguirre es otra de las víctimas de este atropello y deshonor y Araújo, que fuera removido en aplicación de los dispuesto en la Constitución, el homenajeado.

Voltaire sostenía que "quien se venga después de la victoria es indigno de vencer." Y esto es lo que ha pasado con la mayoría ocasional del Frente Amplio en Canelones.




La elección del domingo
Julio María Sanguinetti
Señor Mujica: se terminó el tiempo de las groserías
El taquito cafishio y el auge de un machismo nunca denunciado
Carolina se suma a la campaña cultural del Pepe: "¡es verdad las pelotas!"
Entender lo que llega...
El ahora investigado Dr. Toma amenazó a la prensa en tono casi mafioso
Una política fiscal prudente
No hay que matar a la cabra de Boris
Luis Hierro López
La corrupción que nos golpea
Jorge Ciasullo
"No hay tiempo que no se acabe, ni tiento que no se corte"
Consuelo Pérez
Gonzalo Aguirre Ramírez
Marcela Pérez Pascual
La odisea de los "taquitos cafisho"
Fátima Barrutta
Los beneficios de promover la igualdad de género
Ruth Furtenbach
Centenario de Mario Benedetti
Crímenes chavistas
China aprovecha el caos que genera Trump para seguir avanzando
Unión Europea y América Latina: se requieren señales políticas
La desconfianza, ese problema
Ante la amenaza de Francia al acuerdo, el Mercosur puso paños fríos
Alvaro Valverde Urrutia
Frases Célebres 827
Inicio - Con Firma - Ediciones Anteriores - Staff Facebook
Copyright © 2011 Correo de los Viernes. Publicación Oficial de la Secretaría de Prensa del Foro Batllista.