La ética no tiene varias interpretaciones

El Intendente de Soriano intentó quitar entidad al juicio de la Junta de Transparencia, pero sin embargo es el órgano con competencia legal para juzgar los desvíos éticos.

La Junta de Transparencia y Ética Pública entendió, por unanimidad de sus miembros –entre quienes figura la nacionalista Matilde Rodríguez– que el intendente de Soriano Agustín Bascou obtuvo beneficios económicos al comprar combustible para la Intendencia de ese departamento en estaciones de servicio que son de su propiedad.

La Jutep señaló que aunque la operación no significó daño financiero para la Intendencia, el intendente violó la norma de probidad, ya que el funcionario público debe observar una conducta "honesta, recta e íntegra y desechar todo provecho o ventaja de cualquier naturaleza".

Es oportuno recordar que la Jutep fue instituida por la ley 17.060 durante el gobierno colorado de 1995 y es por lo tanto el órgano legal competente para juzgar la conducta de los funcionarios públicos. De ahí que llama la atención la reacción del señor Bascou, que intentó desacreditar a la Junta, sosteniendo que había prejuzgado, ya que uno de sus miembros hizo declaraciones públicas previas anunciando lo que se resolvería. Lo mismo hicieron anteriormente los abogados del ex Vicepresidente Sendic, quienes sostuvieron que la Jutep había actuado con animosidad al enjuiciar a su defendido.

Bascou dijo que no renunciará porque ese tema ya está “laudado” (¿?). Agregó que “acá no se viola la Constitución, no hubo ilegalidades y la Intendencia no se perjudicó económicamente. Después, la ética es algo muy amplio, donde muchos pueden tener diferentes opiniones”.

El senador Lacalle Pou reiteró lo que ya había afirmado en el sentido de que cree conveniente que Bascou de un paso al costado. Pero mientras el Partido Nacional procesa esta nueva situación, deseamos agregar por nuestra parte que el señor Bascou está profundamente equivocado, ya que la ética no es como un chicle, y que para determinar de qué se trata en materia de función pública están precisamente las normas de incompatibilidad que imponen severos criterios a los servidores públicos, que hay cosas que no pueden hacer. Por lo tanto, el señor Bascou pudo haber sido responsable de una notoria ilegalidad además de haber cometido, según la Jutep, una falta ética grave.



La dramática realidad detrás de Los Palomares
La política importa (2)
Julio María Sanguinetti
Construyendo el retraso
El creador de su época
Luis Hierro López
El historiador Milton Vanger
Los TLC y el progresismo retrógrado
Tomás Laguna
Impotencia absoluta para evitar los robos de cajeros
No hay plenario que valga
Murro NO puede ser candidato
Las señoras totalitarias
Julio Aguiar Carrasco
Abusos sindicales
CONAPROLE, entre la irresponsabilidad sindical y la subsistencia
Jorge Ciasullo
La Universidad requiere cambios de fondo
La Intendencia, el “agujero negro”
Consuelo Pérez
Uruguay
Alfredo Menini
Ateísmo, religiosidad y conducta
Argentina y el glamour del fracaso
El narco llegó a las urnas
Gatopardo mexicano
El “día después” de la tragedia venezolana
Frases Célebres 724
LA HERIDA
LA LIBRERIA
Inicio - Con Firma - Ediciones Anteriores - Staff Facebook
Copyright © 2011 Correo de los Viernes. Publicación Oficial de la Secretaría de Prensa del Foro Batllista.