James Bond

Por Consuelo Pérez

Se ha hecho pública la situación de dos políticos salteños los cuales fueron citados para declarar ante Delitos Informáticos por la difusión en redes sociales de una foto supuestamente "trucada" del senador Leonardo De León, al que se lo ve en esa instancia en un avión, con un whisky marca "Chivas" sobre una mesa.

Uno de los citados es el ex diputado colorado Leonardo Vinci y el otro “sospechoso” es un periodista y ex fundador de la lista 711 - a la que pertenece el ofendido Senador - cuyo nombre es Pedro Rodríguez. Este último, como la inmensa mayoría de los ciudadanos que usan WhatsApp, recibió por ese medio la foto, que fue compartida posteriormente por Vinci. Repetimos, como lo han hecho miles y miles de personas en estos días.

Ambos ciudadanos tienen algo en común además de incurrir en este abominable delito, y lo es su condición de pertenecer al Partido Colorado. Ante la ostensible gravedad de los hechos, y con relación a que el periodista manifestó no poder costear su traslado desde Salto a Montevideo, el juez Juan Carlos Fernández Lecchini dispuso que si no podía concurrir fuera conducido por la Policía hasta Montevideo.

Las declaraciones se harán en primera instancia en el ámbito policial, pero no se descarta que el juez solicite ir a declarar a una sede penal por la denuncia presentada por De León.

Los mecanismos de “investigación” se han tornado tan particulares, que estas situaciones, repetidas hasta el cansancio en las redes, parecería que en ocasiones señaladas y elegidas, llevan a sus participantes a la justicia.

En este caso particular, que todos los habitantes de este país hoy conocemos pues seguramente la foto supuestamente trucada nos ha causado hilaridad, las consecuencias del enojo del senador y su supuesta botella y avión –de Alur?– causan primero risa, luego asombro, después intriga y por ultimo enormes dudas.

¿Es que irán por la sede de Delitos Informáticos los miles de ciudadanos que compartieron la foto, como tantos otros “documentos” similares?

¿Serán citados por Delitos Informáticos los autores de la información volcada en los mismos medios por “pibes chorros” arengando al crimen y asesinato y reivindicando los mismos que también podemos apreciar?

¿Desfilaran por Delitos Informáticos políticos o periodistas que hayan compartido la información y no sean del Partido Colorado?

¿Podremos disponer de un instructivo de que material se puede publicar, a quien se puede “desenmascarar” y con qué términos hacerlo?

¿Se tendrá a la mano algún manual que establezca claramente los límites de la libertad de expresión?

¿Se tiene pensado seguir permitiendo el funcionamiento de Faceebok y WhatsApp?

Simplemente preguntamos, porque a la luz –mejor dicho oscuridad– de los acontecimientos, parecería que algunos son como James Bond.

Ciertamente, tienen permiso para “matar”.



Los engaños del Pepe Mujica
Los dos Pepes
Ideas y prácticas viejas
Luis Hierro López
Según el Ministerio, presos hambrientos fingieron
Ilegal e inconveniente
Legisladores oficialistas discuten sobre... los viáticos
Vudú económico frenteamplista
Producción de cerdos y políticas productivas
Tomás Laguna
Cuando el hilo se corta por el lado más fino
Jorge Ciasullo
Al que no quiere sopa...
No a la droga
Jorge Bentos
¿En dónde estamos parados?
Matías Duque
Cambiar nuestro lenguaje
Lucas Archiprete
Democracia de la monarquía
De la conspiración de Atlanta al golpe de la oligarquía
La conexión incaica
A la sombra de Odebrecht
Maduro se va quedando solo
De película
Frases Célebres 679
Falcó
LA LIBRERIA
Inicio - Con Firma - Ediciones Anteriores - Staff Facebook
Copyright © 2011 Correo de los Viernes. Publicación Oficial de la Secretaría de Prensa del Foro Batllista.