Claudio Romanoff

Lo vamos a extrañar.

El día del cumpleaños de Claudio, un colega de televisión me advierte de esa circunstancia. Le dedicamos entonces nuestro último libro, con todo cariño. No lo llegó a ver, pues pocas horas después falleció. Había soportado con carácter y lucidez una larga enfermedad. Así le vimos en la clínica donde había recalado luego de su operación en Brasil. Estuvimos una mañana conversando de periodismo, de cine italiano, de las mil y unas cosas que nos unían.

Le había conocido en aquel tiempo de la restauración democrática. Tiempo de esperanza. Los políticos íbamos saliendo de las sombras de la proscripción y nos encontrábamos con periodistas jóvenes, a quienes poco conocíamos. O algunos veteranos a los que no siempre mirábamos con simpatía luego de los años del régimen. De esa nueva camada eran Gabriel Pereyra, Miguel Arregui, los Pauletti, el propio Claudio, que ya se singularizaba por la capacidad de análisis y la independencia de criterio.

Con el correr de los años, le aprendí a respetar. Escribía con solvencia e informaba con honestidad. Más de una vez discrepamos, sin ningún enojo naturalmente, pero con diferencias de criterio, y de esas situaciones salimos con más respeto recíproco y una amistad que se iba consolidando detrás del trato profesional obligado. Fue cambiando de medios, dentro del oficio, y en cada uno mostró un enriquecimiento técnico y personal.

En los últimos años lo sentíamos realmente un amigo. Su calidad personal, su decencia, su serenidad de juicio, enriquecían charlas ocasionales.

El periodismo uruguayo pierde a uno de sus mejores valores. Y lo hace a una edad que mueve a la rebeldía.

Le extrañaremos.

J. M. S.



EN EL AÑO DEL RESURGIMIENTO
Vacilaciones y contradicciones de un candidato
Las “fake news” criollas
Julio María Sanguinetti
La inmoral fabricación de una mentira
Entre la traición a sueldo y los niños que comían pasto
Luis Hierro López
Cuando Sendic era bueno
Jubilación activa y voluntaria
Conrado Rodríguez
El diputado Placeres contra las cuerdas
La realidad de los Consejos de Salarios
Hay que cuidar el prestigio de la Justicia
Un sombrío panorama
La agroecología y lo políticamente correcto
Tomás Laguna
Honda preocupación de los tamberos
Uruguay ante la revolución científica
Julio Aguiar Carrasco
Como Leche Hervida
Consuelo Pérez
Regasificadora: la ciudadanía tiene derecho a saber
Jorge Ciasullo
Una huella imborrable
Fátima Barrutta
Último diciembre
Jorge Bentos
Belisario, letra y música
La ira de los chalecos amarillos
Brasil y Estados Unidos, una antigua alianza
Amenazas palestinas a la normalización árabe con Israel
Frases Célebres 746
La Patria Posible
LA LIBRERIA
Inicio - Con Firma - Ediciones Anteriores - Staff Facebook
Copyright © 2011 Correo de los Viernes. Publicación Oficial de la Secretaría de Prensa del Foro Batllista.